“El estado de las piletas es igual o peor”: Crónica de un año de lucha en el barrio San Francisco

Una filtración detectada por los propios vecinos fue el comienzo de todo. No era lo primero que padecían, pero tenían en claro que tampoco sería lo último y decidieron no callar más. Así, organizaron las primeras asambleas, hicieron visibles sus problemas a través de las redes y los medios locales –en principio- sumándose luego los medios nacionales. Convocaron a una marcha por el centro de la ciudad, en la que recordaron al resto de los colonenses que los desechos eran de todos, pero sin embargo iban a parar a sus casas.

Pasó un año. Ya el 1° de septiembre contaron a El Entre Ríos que el barrio seguía abandonado. Este lunes 21 –sin que se haya concretado la reunión solicitada a fines de agosto con el intendente- decidieron expresarse en redes sociales y lo hicieron con un racconto de todo lo vivido en este año de idas y vueltas, promesas y cambio de gobierno. Entre las críticas, no omitieron mencionar a Mariano Rebord; tampoco a José Luis Walser.

Un año después la lucha sigue, el abandono también

Hace exactamente un año un grupo de vecinos del barrio San Francisco encontraban en los patios de sus casas filtraciones de líquidos cloacales. Luego de reiterados llamados a la Municipalidad, el por entonces Secretario de Obras Públicas, Mariano Rebord hijo, concluyó que se trataba de agua potable que salía de quién sabe dónde. Ante la insistencia no le quedó otra que abrir la calle en búsqueda del caño de agua fantasma para encontrar que el líquido venía de las piletas de oxidación. Piletas que además de completamente abandonadas, estaban con los líquidos por encima de lo acostumbrado y amenazaban con derrumbarse e inundar las casas vecinas.

La noticia del riesgo se corrió como reguero de pólvora, todos los medios visitaron el barrio, pero el por entonces Intendente, Mariano Rebord padre, relativizó los riesgos y respondió con un ataque: las piletas estaban ahí –con el riesgo potencial que significaban- porque un grupo de vecinos no permitió el robo de tierra a la Escuela Granja. De nuevo, el que gobernó por décadas la ciudad echaba culpas de sus inacciones a terceros.

En este marco se fue perfilando un grupo de vecinos del barrio que acompañados por otros comenzaron a darle forma a demandas para el barrio y se realizó una marcha por el centro de la ciudad haciendo oír nuestro reclamo. Hacia fin de año se logró llevar la lucha a los medios nacionales y con esto exponer la situación del barrio. Miles de personas conocieron las condiciones en la que nos encontramos en el barrio, enmarcados por las piletas de decantación y el basurero municipal. Nuevamente todo el arco político saltó espantado por la exposición pública de las condiciones, pero no se vieron acciones concretas.

Ha pasado un año y en el transcurso Rebord se corrió al cargo de diputado de la provincia mientras la Municipalidad de Colón es administrada por José Luis Walser. El actual intendente no demostró en sus años de concejal algún tipo de preocupación concreta por el barrio, pero cuando asumió se reunió con los vecinos y prometió soluciones: cerrar el basurero y trasladar las piletas eran su compromiso.

Pasó un año, ya vamos más de nueve meses de gobierno vecinalista y el único cambio que se conoció fue el comienzo del cercamiento del basurero y cierto trabajo de tapar la basura, pero ni eso fue terminado. El estado de las piletas es igual o peor que hace un año: no se han limpiado, no se sacaron los camalotes, no se cercaron, no se arregló su funcionamiento y no se ha puesto alguien que vigile y controle lo que pasa allí. Pasó un año y hemos sido los vecinos los que notificamos las veces que se ha tapado. Es decir, sigue pendiente una solución mínima.

Por todo esto, ahora y siempre, seguimos reclamando hasta su solución definitiva:
1. Que se declare la EMERGENCIA DE SALUD para todo el barrio y se apliquen los protocolos correspondientes.
2. Limpieza inmediata y reacondicionamiento de las piletas de oxidación.
3. Cercado perimetral y personal que vigile el lugar.
4. Cerco verde colindante al cerco perimetral.
5. Presentación de un plan para el cierre definitivo de las piletas y su traslado.
6. Volquetes para que los vecinos que se dediquen al reciclaje tengan donde disponer de los desechos.
7. Limpieza general y permanente del barrio.
8. Mejora en la luminaria de nuestro barrio.
9. Cerco perimetral al basurero.
10. Cierre del basurero en un plazo inmediato.
11. Vacunación y erradicación de perros sin dueños.
12. Ordenamiento de los caballos.
13. Recuperación de la plaza del barrio.
14. Parada para las traffic de los gurises.
15. Mejora en la seguridad.
16. Titularización y regularización de las viviendas.
17. Comedor para niños y comida con los valores nutricionales recomendados.
18. Nomencladores (nombres de las calles) del barrio.
19. Nivelación, cordones cunetas y repaso de las calles.
20. Arbolado público.
21. Saneamiento del arroyo
22. Fumigaciones inmediatas

Asamblea de vecinos Barrio San Francisco
21/09/2020

Fuente: El Entre Ríos