El río Uruguay sigue bajando y ya genera preocupación

Al igual que sucede con el río Paraná, el río Uruguay también está generando preocupación por su bajo nivel de agua. Según trascendió, a la represa de Salto Grande llega un caudal de 551 metros cúbicos por segundo. Esto ha provocado que el río retroceda, dejando al descubierto su lecho. Actualmente, el Río Uruguay está a 0,28 metros y estacionado, por lo que genera una leve esperanza de que su descenso será más lento.

Desde Prefectura Naval han remarcado la necesidad de extremar las medidas de precaución en la navegación ante la falta de profundidad en muchos espacios. Sin embargo, la escasez de caudal ha dejado elementos que se encontraban hundidos a distancias de riesgo para las embarcaciones.

Las naturalmente amplísimas playas de Banco Pelay o Paso Vera hoy se han extendido hasta puntos muy pocas veces vistos, y la costa uruguaya también se ve descubierta ofreciendo un panorama distinto a los característicos montes y frondosa vegetación que habitualmente presenta.

Cabe destacar que las causas de la bajante del río se ven fuertemente ligadas a la falta casi total de lluvias a lo largo de toda la cuenca del Uruguay.

Cabe remarcar que igualmente, a pesar del actual nivel del agua, desde Servicios Sanitarios y Desagües Pluviales de Concepción del Uruguay detallaron que gracias a las nuevas obras del Plan Maestro, el servicio de agua potable no se ve afectado por la bajante del río en Concepción del Uruguay.

Con la nueva obra, las bombas toman a 1,30 metro por debajo del cero del río. Es por esto que, aunque estemos en sequía, no hay problemas. Obviamente no trabajan las cargas de agua ideales, pero entra el agua necesaria. (lapiramide.net)