Malabareando desde Misiones a Ushuaia

VENEZOLANO AVENTURERO

En la cotidianidad uruguayense desde hace un tiempo a esta parte se puede observar en distintos semáforos de nuestra ciudad vendedores y malabaristas ganándose la diaria.

Muchas veces estas personas son invisibles ante una sociedad que en muchos aspectos esta dañada en la empatía social, lo cierto es que detrás de cada una de ellos hay una historia y un porque.

En el caso de la presente nota se trata de un joven Venezolano Sergio, quién aprendió el oficio de los malabares en Misiones, y viene bajando desde el norte de nuestro país con la idea de llegar a Ushuaia.

Imposible no preguntarle por la situación que esta atravesando su tierra natal, contesto a regañadientes y prefirió no hablar del tema, Sergio conto que viene haciendo ruta junto a su amigo, que como no podía ser de otra manera es su perro “Bob” (fiel escudero).

Los dos viajan en bicicleta, pero lamentablemente en Gualeguaychu fue victima del robo de la misma, por ello decidió regresar a nuestra ciudad para así hacerse de unos pesos y poder comprar otra para retomar el camino hacia el faro del fin del mundo (Faro de San Juan de Salvamento)