Su reclamo se hizo viral y en menos de 24 horas llegó la respuesta estatal esperada hace un mes

Una postal del “Verano concordiense”, que bien podría parecer una publicidad de alguna marca de cerveza, llevaba implícita un fuerte reclamo a la Municipalidad de Concordia y a Obras Sanitarias.

Esta original puesta en escena sobre calle Doctor del Cerro fue llevado a cabo por Alan Anderson, un fotógrafo concordiense, en pos de reclamar la falta de agua en la casa de sus padres y por el enorme pozo que abrió la municipalidad y jamás tapó, en un fallido intento de resolver el problema.

Alan contó a El Entre Ríos que sus papás hace “más de un mes que estaban sin agua” y que tras reclamar, “Obras Sanitarias hizo ese buraco y no aparecieron nunca más”. Además, detalló que sus padres “son los dos mayores, con problemas de movilidad y estaban cargando agua en un balde tanto para la cocina como para el baño”.

Del enojo a la creatividad

La idea de la foto surgió tras un encuentro familiar, en el que Alan vio las dificultades que tenían sus padres ante la falta de agua: “Tenía dos opciones: ir a la Municipalidad y pelearme con todo el mundo, que no iba a lograr nada, o hacer esa foto, que se me ocurrió ese día, y ver si podemos llegar a algo con eso”.

Alan detalló que llevó a cabo la producción en casi 4 horas, tardando tal vez lo mismo que en una fila para hacer un trámite. “Cuando había cerrado la idea, hice una propuesta por Instagram a ver quién se sumaba, con lo que sumé cinco amigos, incluido mi hermano. El domingo (24 de enero) fui cerca de las 17:30 con una sombrilla, conservadora, latas de birra y una sandía. Mi vieja me prestó las plantas y más tarde llegó un amigo con la tabla de surf que sale en la foto. La iluminé con cuatro flashes. Fue una producción bastante linda y difícil de hacer sobre todo por el calor”.

Tiempos no burocráticos

Tras lograr una fuerte viralización de la foto a nivel local, con más de 900 compartidos, cerca de 700 likes y casi 90 comentarios, pasaron menos de 24 horas y el pozo en la calle estaba tapado y el servicio de agua potable estaba restablecido en la casa de los padres de Alan.

“Increíble lo que hace meter el dedo en la llaga”, aseguró Alan sorprendido de lo que logró su propia publicación. “Un montón de gente se copó y la foto llegó hasta el intendente por lo que me dijeron, así que por esa razón hoy fueron y lo arreglaron porque si no hacíamos nada, eso seguía todo el verano ahí”, agregó.

Además, contó que en su trabajo personal como fotógrafo le gusta “recrear puestas en escena, armar cosas medio locas y que dentro de lo posible tengan crítica social”.

Con este hecho como antecedente, no descarta volver a hacer otra puesta en escena para llamar la atención de alguna otra situación similar.

(elentrerios)