Buscan soluciones para los vecinos que compraron terrenos a la cooperativa Vicoer

Un centenar de vecinos de Concepción del Uruguay adquirieron terrenos a la cooperativa Vicoer con el compromiso de la construcción de una vivienda. En el convenio firmado, Vicoer aseguraba que la construcción de la casa estaría a cargo del IAPV, dentro del espacio que ese organismo provincial dedica a las construcciones privadas a través de convenios con organizaciones intermedias o entidades gremiales.

La construcción de las viviendas ha sido postergada durante años, entre otras razones debido a que los terrenos vendidos por la cooperativa no cumplían con las premisas que el IAPV exige para construir complejos habitacionales, ya sea a través de convenios especiales, como es este caso, o en terrenos del Estado como son gran parte de los proyectos habitacionales que están en marcha en la provincia.

Consultado sobre la situación, el Presidente del IAPV, Marcelo Bisogni, señaló que “hace más de 10 años que el IAPV no construye viviendas para la Cooperativa Vicoer, y el problema que tienen los vecinos de Concepción del Uruguay con esta cooperativa, también lo sufren otro centenar de propietarios de Gualeguaychú y unos cien más en Paraná, en total son 300 familias que necesitan una solución, desde el IAPV estamos reuniéndonos con la cooperativa para encontrar alternativas”.

Respecto de los problemas que se presentaron en Concepción del Uruguay, Bisogni destacó que “en Paraná ya iniciamos el proceso licitatorio para comenzar con las primeras casas, pero en Concepción del Uruguay, la empresa Traza Construcciones, que era la ganadora de la licitación para la obra, encontró que los terrenos no cumplían con las condiciones mínimas que exigían los pliegos, y se retiró del proyecto. Por eso debimos volver a hablar con el presidente de la cooperativa, Gastón Grand, para destrabar ese tema”.

Si bien Bisogni resaltó que desde el IAPV se está trabajando para solucionar los problemas con la cooperativa Vicoer, también destacó que el Instituto ha trabajado en los últimos años solamente con fondos del Gobierno Provincial, y recién ahora está recibiendo aportes de la Nación, “pero este presupuesto está destinado para la construcción de viviendas de demanda libre, es decir todas aquellas familias de la provincia que se han inscripto en el IAPV, que no tienen terrenos, y son adjudicados mediante sorteos, aquí no entran los convenios especiales donde ya hay terrenos con propietarios privados, pese a eso nos estamos ocupando para tratar de encontrar soluciones para estas familias”, señaló. (03442)