ncorporaron 12 camas electrónicas y material didáctico en la Residencia municipal de adultos mayores

“Hemos adquirido las más modernas camas para los abuelos de nuestro geriátrico, y para más comodidad del personal municipal ya que se manejan electrónicamente” anunció el Presidente Municipal Martín Oliva. Desde que se declaró la pandemia, en marzo del año pasado, se extremaron los cuidados para proteger a los internos de la Residencia Municipal de Adultos Mayores “Nuestra Señora del Huerto” a la vez que se incorporaron elementos didácticos y sillas de ruedas para trasladar a las y los residentes.

Preservar la salud de los 30 adultos mayores que se encuentran en El Hospitalito fue una premisa desde el primer momento en que se declaró la pandemia en el país, y así fue hasta ahora, ya que ninguna “abuela o abuelo” contrajo Covid.

El 21 de marzo del año pasado, la Residencia ya contaba con los termómetros corporales para el control de la temperatura de las personas que ingresaban al lugar y unas semanas después, las autoridades municipales, dispusieron la compra de una cabina de ozono para la desinfección total de las personas, lo que mejoró sustancialmente la protección interna de hogar.

Pero en ese momento, comenzaría otro tema que fue analizado por autoridades y personal que se desempeña en las distintas tareas: mantener ocupados y cuidados a los internos, considerando que no podrían salir por un tiempo prudencial.

Es por ello, que se tomaron distintas medidas tendientes a generar una política de atención contención: barreras sanitarias transparentes para que los internos puedan charlar con sus familiares sin contacto físico; adquisición de elementos lúdicos que generen entretenimiento y contención a las y los internos, y esencialmente, elementos ortopédicos para cuidar y mejorar la salud de las y los adultos mayores, sino también preservar la salud del personal municipal que los atiende a diario.

Camas ortopédicas

Uno de los anuncios más importantes que trasciende las paredes de la Residencia de Adultos Mayores, conocido antiguamente como “Hospitalito” es sin ningún lugar a dudas la incorporación de 12 camas electrónicas que permiten con controles remoto, cambiar y variar a gusto las posiciones, de acuerdo a la necesidad de la persona. Se trata pues, de incorporar tecnología para cuidar la salud de las personas allí alojadas y, las condiciones de trabajo del personal municipal que desarrolla diversas tareas a diario.

“Hemos adquirido las más modernas camas para los abuelos de nuestro geriátrico, y para más comodidad del personal municipal ya que se manejan electrónicamente” anunció el Presidente Municipal Martín Oliva, a la vez que destacó que todo el tiempo se están mejorando las instalaciones del lugar, tales como los sanitarios, la cocina, el lavadero, patios internos y externos, entre otros sectores, ya que “debemos proteger a nuestros adultos mayores de la mejor manera y como ellos se lo merecen”.

Se trata de un salto cualitativo en la historia de la residencia, ya que esta semana llegaron las primeras seis, de doce camas ya adquiridas, a la vez que mediante comodato, la empresa Cilsa, entregó modernas sillas de rueda para el “traslado” de personas.

“Seguiremos respondiendo a las necesidades de nuestros adultos mayores, como lo hicimos desde el inicio de la gestión, y reforzando los cuidados que demande la pandemia” subrayó Oliva.